Un estudio británico relaciona el consumo de carne con la pérdida de calcio. Sus fundamentos.

Las mujeres que consumen muchas proteínas (principalmente las que provienen de las carnes) tienen una probabilidad mayor de desarrollar ruptura de cadera u osteoporosis, según han comprobado científicos británicos. En otros términos, los vegetarianos podrían tener un menor riesgo de osteoporosis, un trastorno muy común entre mujeres postmenopáusicas.

Investigadores de la Sociedad Vegetariana Británica (SVB) observaron que las mujeres en edades avanzadas que consumían un alto porcentaje de proteínas animales tenían una mayor pérdida de masa ósea a nivel del cuello femoral y un elevado riesgo de fracturas de cadera comparativamente con aquellas que eran vegetarianas.