Muchos de los alimentos industrializados presentan en su composición química azúcares escondidos. Generalmente están presentes en los ingredientes.

yogur firme

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Son altamente adictivos. Por eso, si no te agrada la leche que sería mejor que la consumieras, puedes optar por realizar yogur casero e ir eliminando esos azúcares que son altamente adictivos que juegan el rol de estimular tu apetito que forman parte de las llamadas DROGAS alimentarias.

Muchos se llaman saludables, dietéticos, light. Sin embargo, lo que la publicidad hace con estas denominaciones es que la gente los compre y consuma tranquilamente pensando en que son inofensivos.

Te sugiero que hagas dos litros así te rinde más. Antes que termines de comerlo, separa 1 vaso para la realización de la futura preparación.

Yogur casero firme descremado

Ingredientes:

Leche descremada: 1 litro

Yogur firme natural es preferible: 1

Preparación: Hervir la leche. Luego apagar el fuego. Lavarse bien las manos. Aproximadamente a los tres minutos, introducir el dedo para comprobar la temperatura de la leche que no debe quemar. La temperatura ideal es cuando la toleras pero que no llegue a estar tibio. Si es así no te quedará firme. Luego, introducir el yogur y sólo revolver una sola vez.

En la superficie del recipiente en donde se realizo la mezcla de leche con el yogur, colocar un film y por último un repasador muy limpio.

Llevar el recipiente al horno (sin encender) y dejar durante toda la noche. Al otro día, retirar y nos encontraremos con un yogur firme. Llevar a la heladera. Dividir en vasitos para su próximo consumo.

 No olvidar de retirar un vasito para la elaboración de los próximos yogures caseros.

Que los disfrutes con toda tu familia.